Cómo mantener la actitud positiva en situaciones de crisis

Actitud Positiva

Nos basamos en certezas y nos gusta el orden, porque el orden es controlable y aquello que se puede controlar nos hace sentir seguros. Pero cuando ese orden se desmorona y se convierte en una situación inesperada, como la que vivimos en plena crisis sanitaria por el coronavirus, mantener la actitud positiva se puede hacer muy cuesta arriba.

Hay algunas disposiciones y hábitos que se pueden adquirir para frenar los pensamientos negativos y vivir en paz y con calma. Hacemos una recopilación de los principales consejos de expertos, pero si crees que el confinamiento puede estar afectando a tu salud mental, busca ayuda profesional.

1. Identifica lo malo

¿Qué es lo que te preocupa? En esta crisis sanitaria pueden ser muchas cosas: que afecte a algún familiar de riesgo, perder tu puesto o el volumen de trabajo, entre otros.

Identifica exactamente cuál es el motivo de tu angustia y no trates de evadirla, intenta contrarrestarla. Visualiza el peor de los escenarios y piensa en posibles soluciones. Seguro que incluso si se diese lo que más temes podrías encontrar una solución.

2. No te anticipes a lo negativo

El ejercicio anterior, el de anticipar una solución en una mala situación, debe servir para tu tranquilidad, pero no para que te instaures en la preocupación ante un futuro que no ha llegado y que no está en tu mano.

La psicóloga Patricia Ramírez, especializada en psicología familiar, individual y de pareja, además de divulgadora recurrente en medios de comunicación, publicó en su perfil de Instagram este post: “Cuando te enfocas en anticipar lo negativo, ni proteges tus emociones ni solucionas lo que no depende de ti”.

Asume los retos que se te van planteando, porque anticiparse a aquellos que no sabes si llegarán es contraproducente y puede afectar a tu salud mental en una situación como la que vivimos. No tienen por qué llegar solo noticias negativas.

3. Trata de mantener una rutina

La rutina nos ayuda a mantener el control en una situación de caos, además de a mantener la mente ocupada. Trata de seguir tus hábitos a la hora de levantarte, comer de manera saludable, hacer algo productivo, reservar tiempo para el ejercicio físico, tener tus ratos de ocio y descansar.

En pleno confinamiento puede que eso del ocio te suene raro, ¿pero acaso no hay miles de cosas que hacer en casa? Seguro que tienes series, libros y películas pendientes, algo que siempre quisiste aprender y que ahora puedes hacerlo online, y familiares y amigos con los que hablas menos por lo ocupado/a que estás en el día a día y que bien merecerían una videollamada.

4. Establece metas alcanzables

Lo de cómo ser positivo siempre va asociado a las metas a corto plazo y largo plazo, y estas deben ser realistas y alcanzables. Son, por lo tanto, muy personales.

Marcarte metas te mantendrá motivado y distraído, y pueden ir desde conseguir hacer ejercicio físico varios días a la semana hasta planificar ese viaje que has tenido que posponer o que tienes ganas de hacer. La crisis sanitaria pasará y, para entonces, habrá mucho que celebrar. Puedes ir echando un vistazo a touroperadores como IslandTours para ilusionarte y tomar energías para seguir la cuarentena.

5. Piensa en lo bueno

Seguro que tienes algo alguna cualidad o algo en tu entorno que valorar: sigues trabajando, eres casero/a, tu familia está bien, tienes una red de personas que podrían socorrerte en momentos difíciles… como mínimo, tienes un techo en el que guarecerte y sentirte seguro, algo que ya es mucho.

Mantener una actitud positiva en tiempos de coronavirus puede hacerse complicado, pero la clave está en no anticipar lo negativo, mantenerse ocupado y plantearse metas a corto y largo plazo que ayuden a mantener la motivación. Lo peor va a pasar.

Más consejos y curiosidades sobre viajes en el blog.

Vuelve al inicio